X

Salud

Si llorar es inútil, ¿por qué lloramos?

Imagen de referencia no relacionada con la noticia. Foto: Reuters

(Caracas, 28 de octubre. Noticias24) – La respuesta a esta pregunta no es fácil. Llorar no resolverá ningún problema, pero aún así, los seres humanos lloran cuando están agobiados o sienten dolor. ¿Por qué?

Hay varias teorías que, sin embargo, no terminan de convencer a la colectividad científica. Repasemos algunas.

Sumisión y pleitesía

El biólogo evolutivo Oren Hasson cree que el llanto sirve para mostrar sumisión y pleitesía ante el contrario, ya que las lágrimas “nos dejan indefensos”. Llorar vuelve borrosa la realidad y evita que veamos los problemas en su justa dimensión.

Así, llorar tendría que ver con una estrategia para “conectar” emocionalmente con quienes nos rodean. De acuerdo con el científico la clave al llorar es reforzar los vínculos interpersonales, porque los que lloran juntos “están juntos”. Pero esta teoría no encuentra asidero en el lugar de trabajo, por ejemplo, donde el colectivo está junto, pero las emociones -es el deber ser- se mantienen a raya.

La explicación de Hasson parece válida, pero no acepta comprobación en todos los ámbitos.

Desahogar el estrés

Es verdad, llorar no arregla la situación, pero después de hacerlo nos sentimos mejor, como si el problema ya no existiera. Parece ser que las lágrimas contienen adrenocorticotrópica, la llamada hormona del estrés.

Por lo tanto, llorar haría que el cuerpo libere estrés y recupere la calma. Las lágrimas, como la orina o el vómito son un simple mecanismo para eliminar agentes nocivos de nuestro cuerpo, según el bioquímico de la Universidad de Minnesotta, William H. Frey.

Llamar la atención

Llorar sería una forma de llamar la atención, justo como hacen los niños, según el famoso Charles Darwin. El científico creía que llorar es un acto reflejo heredado de la infancia. Llorar sería tan fácil -y manipulador- como gritar y apretar las glándulas lacrimales.

Pero está tesis se cae con una simple afirmación: muchas personas prefieren llorar a solas, sin mostrar su dolor o llamar la atención, y porque llorar también es una reacción al dolor físico.

Además tampoco queda claro que gritar exprima las glándulas lacrimales.

Con información de ABC