X

Salud

Algunos consejos sobre la crianza y educación positiva

Foto cortesía de cdc.gov

Tanto la nutrición, el ejercicio y el descanso adecuados son partes muy importantes en la salud y el desarrollo de los niños. Siempre debe usted recordar que el cariño, la seguridad y la estabilidad no tienen sustituto para el desarrollo del menor, por lo que las actividades que comparta con él son lo la mayor influencia en su formación.

Su interacción con familiares y aquellos que lo rodean ayudará a formar su personalidad y a definir sus propias maneras de pensar y actuar. En esta etapa, su hijo estará en capacidad de andar en bicicleta, cortar con tijeras de seguridad, diferenciar entre la identidad de niños y niñas, comenzar a vestirse y desvestirse solo, jugar con otros niños, recordar parte de los cuentos y cantar canciones.

A medida que su hijo se desarrolla en la primera infancia, su mundo comienza a abrirse ante él. Se hará más independiente y comenzará a prestar más atención a los adultos y niños que están fuera de la familia. Comenzará a explorar y cada vez más preguntará sobre las cosas que lo rodean.

Recuerde que los niños en esta edad son como esponjas que absorben lo que oyen y ven. Hay que cuidarse de emplear ironías y cinismos, así como en el entrar en contradicciones cuando el niño nos pueda oír, él todavía no puede distinguir los matices presentes en las conversaciones adultas y para reconciliar esta disonancia cognitiva comenzará a adoptar posturas, creencias y conductas que no deseamos.

Un ejemplo de lo anterior es el decir una cosa y hacer otra, como en el caso de «Mentir es malo» seguido del «Dile que no estoy» cuando se produce una llamada telefónica que no queremos contestar. El razonamiento infantil puede ir de «Mentir no es malo», a «Papá miente, papá es malo» o a «Máma dice mentir es malo. Papá miente. Mamá no sabe lo que dice, no tengo que hacerle caso»

    Consejos de crianza y educación positiva de los niños en edad preescolar (3 a 5 años):

  • No deje de leerle a su hijo.
  • Llévelo a las bibliotecas y librerías para inculcarle el amor por los libros.
  • Permítale que ayude con tareas sencillas.
  • Anime a su hijo a que juegue con otros niño (esto lo ayudará a entender el valor de compartir y de la amistad.)
  • Háblele con oraciones completas y con un lenguaje «adulto» para que aprenda a hablar bien.
  • Ayúdelo a usar las palabras y las frases correctas.
  • Sea clara/o y consecuente a la hora de disciplinar a su hijo.
  • Sea modelo de la conducta que espera de él.

Con información de cdc.gov