X

Tecnología

Internet podrí­a llegar a su capacidad máxima

Un informe de la consultora Deloitte sobre las tendencias de la tecnologí­a para 2007 alerta sobre las consecuencias del aumento en el consumo de video on line.

Las crisis de abastecimiento que afectan a los servicios públicos podrí­a terminar aquejando también a un proveedor inesperado: Internet. La Red podrí­a estar acercándose a su capacidad máxima, por el aumento de la demanda y el freno en las inversiones.

Así­ lo pronostica un informe sobre las tendencias de la tecnologí­a en 2007 elaborado por la consultora Deloitte, miembro del selecto grupo denominado las Big Four en el que están también Ernst & Young, PricewaterhouseCoopers y KPMG.

Para la firma, la explosión en el uso «está impulsada en gran medida por el crecimiento en el tráfico de ví­deo». Esa intensidad se contrapone, dice, con «la falta de inversión en capacidad nueva y funcional».

El preocupante informe advierte que es probable que se produzcan atascos en algunas de las columnas vertebrales de Internet. Denomina así­ a los cables que intercambian el tráfico entre continentes y cuya capacidad para transportar datos se mide en millones.

«La inversión, en la colocación de nuevos cables o en la adecuación de la fibra existente, puede verse retrasada por la continua caí­da en los precios de la capacidad mayorista», insiste. Como consecuencia, añade, los usuarios terminarí­an sufriendo una ralentización en sus conexiones de banda ancha.

«Bastarí­a con un aumento inesperado en el uso del ví­deo para que las molestias causadas por la caí­da en la velocidad de acceso se convirtieran en una insatisfacción de los consumidores a gran escala», concluye.

Para las empresas de telecomunicaciones la transmisión de voz dejó de ser el negocio principal y han puesto todas sus fichas en la banda ancha, para empezar a cobrar posteriormente por los contenidos.

De hecho, en la Argentina, las telefónicas –tanto las principales, Telefónica y Telecom, como las entrantes, como Impsat o Iplan– han venido reclamando un cambio en la legislación para poder dar televisión por Internet, algo que ya sucede en los principales mercados. La ley 22.285 de Radiodifusión lo impide, ya que en su artí­culo 45 establece que las empresas de servicios públicos no pueden contar con licencia para dar TV. Aún así­, Telefónica anunció en diciembre pasado que este año lanzará Speedy TV, una versión previa a Imagenio, producto que en España reúne televisión por cable, telefoní­a e Internet.

La crisis que preanuncia Deloitte derivarí­a también en un debate sobre los controles en los contenidos distribuidos por Internet. «Los defensores de la neutralidad de la Red afirman que cualquier intención de priorizar el tráfico socavarí­a la libertad fundamental de Internet: la capacidad de cualquier usuario, en cualquier parte del mundo, de utilizar cualquier servicio, contenido o plataforma», dice el trabajo.

Paralelamente, Deloitte prevé que los contenidos generados por los usuarios (blogs, videos) adquieran mayor relevancia.

Cronista Comercial, Argentina