Abren investigación sobre el caso de las gemelas manipuladas genéticamente

Foto: Infobae

(Caracas, 27 de noviembre – Noticias24).- La Universidad de Ciencia y Tecnología del Sur de la ciudad de Shenzhen anunció hoy que abrirá una investigación después de que uno de sus profesores publicara vídeos en Youtube asegurando haber modificado los genes de unas gemelas.

Lea también: Chinos aseguran haber creado los primeros bebés manipulados genéticamente resistentes al VIH

La universidad aseguró hoy en un comunicado que no tenía conocimiento sobre este proyecto y que el científico He Jiankui llevaba en excedencia desde febrero de este año.

Además, añade que la investigación -en la que He utilizó la técnica de edición genética CRISPR/Cas9 en las niñas para hacerlas resistentes a enfermedades como el VIH- supone una “grave violación de la ética y los estándares académicos”.

Publicaciones especializadas como la revista estadounidense ‘MIT Technology Review’ se hicieron ayer eco del estudio que, sin embargo, todavía no ha sido publicado en ninguna revista científica.

En los vídeos, He justifica su trabajo y asegura que la modificación genética no tiene el objetivo de eliminar enfermedades genéticas, sino de “dar a las niñas la habilidad natural para resistir a una posible futura infección al VIH”.

Para ello, los investigadores ‘desactivaron’ el gen CCR5, lo que en la práctica se trataría de una mejora del ADN.

Mientras, el rotativo chino China Daily reconoció hoy que el estudio “ha desatado controversias” entre los académicos y el público del país “por cuestiones éticas y por su efectividad”.

“La tecnología de edición genética está lejos de ser madura y no debe usarse en humanos”, aseguró al periódico el científico Wu Zunyou, para quien es “inadecuado” hacer una investigación de este tipo.

En 2016, un grupo de científicos chinos se convirtieron en los pioneros en utilizar en humanos, en concreto con pacientes con cáncer de pulmón, la tecnología de modificación genética CRISPR, según informó entonces la revista Nature.

Sin embargo, científicos en el Reino Unido descubrieron que esta técnica puede causar más daños a las células de lo que se creía hasta ahora, según un estudio publicado este año por la misma revista.

Con información de EFE