El “ciberpresidente” Obama está en lí­nea con teléfono superencriptado


El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, es el primero que logra permanecer conectado a su conveniencia con el mundo exterior mediante un Blackberry o un aparato similar, a pesar de los temores de seguridad porque su uso permite localizarlo.

El jueves, un fotógrafo de la AFP y otros periodistas lo vieron recorrer unos metros entre la Casa Blanca y la oficina Oval con el aparato en mano, hasta que lo guardó, luego de percatarse de que estaba siendo observado.

Pese a los riesgos de seguridad, se sabí­a desde la semana pasada que Obama conservarí­a un aparato para consultar su correo electrónico o internet, aunque éste afirmaba que no lo estaba usando.

El presidente, que parece no poder prescindir de su Blackberry, habí­a afirmado que habí­a “ganado la batalla” para conservarlo, a pesar de las preocupaciones sobre el hecho de que su uso permite localizar al presidente de Estados Unidos.

Un portavoz de la Casa Blanca, Robert Gibbs, anunció la semana pasada que se habí­an tomado las medidas de precaución necesarias para preservar la seguridad de Obama, y que el aparato serí­a reservado para comunicar con altos funcionarios y unos pocos amigos.

Otra preocupación respecta a posibles acciones en justicia para que divulgue la totalidad de su correspondencia.

Gibbs confirmó que todos los correos electrónicos recibidos o enviados por el presidente serí­an almacenados, según estipula el Acta de Registros Presidenciales de 1978, posterior al caso Watergate.

Según la revista Atlantic, el presidente Obama usarí­a un modelo estándar de Blackberry, pero equipado con un “paquete de super encriptamiento”, desarrollado por una agencia de inteligencia, probablemente la Agencia Nacional de Seguridad.

© 1994-2009 Agence France-Presse